"Estamos en estado de indefensión desde hace décadas"

Terminante sentencia del ex-subjefe de la Armada Argentina, vicealmirante José Antonio Mozzarelli



Lunes 18 de febrero de 2019

Terminante sentencia del ex-subjefe de la Armada Argentina, vicealmirante José Antonio Mozzarelli, sobre el deplorable estado de las fuerzas armadas argentinas y el absoluto estado de indefensiòn nacional.

Fue destituido de su cargo de subjefe del Estado Mayor General de la Armada Argentina en el año 1991 por haber denunciado la desarticulación castrense y el estado de indefensión nacional que perjudicaba a la Nación Argentina.

Ante la situación de la Armada Argentina, manifestó:

“La situación de nuestras FF.AA. es el resultado de dos cuestiones básicas; la primera es el quasi histórico desconocimiento que nuestra dirigencia política tiene sobre el tema defensa y la segunda es una miserable acción política llevada a cabo para hacerlas aparecer como las únicas causantes de los males del país en las últimas décadas, estrategia ésta que ha servido para que los políticos eludieran sus responsabilidades sobre los sucesos que sumieron en la decadencia a la república en los últimos 70 años.

Prueba de todo ello es que estamos en estado de indefensión desde hace décadas; cuando yo, siendo Subjefe de la Armada en 1991, denuncié públicamente la situación tuve que pasar a retiro y eso que todavía no se había llegado a la gravedad actual.

En algunas de las audiciones a las que fui invitado, con motivo de la catástrofe del ARA San Juan, me deslizaron la pregunta que se hace nuestra sociedad sobre la real necesidad de contar con FF.AA., me limité a contestarles que les pregunten a los chilenos o a los brasileños, entre otras naciones, para qué tienen FF.AA; las tienen porque son tontos o les gusta dilapidar sus fondos?; por favor, porqué no leen la historia del mundo. O acaso creen que el Derecho Internacional se encargará de preservar nuestra integridad territorial?; miren por ejemplo, el caso que le hace Inglaterra a la Resolución de la ONU de entablar negociaciones por la soberanía de Malvinas.

La historia del mundo enseña que para preservar la paz se requieren dos o más voluntades, pero para desencadenar una guerra una sola voluntad basta.

Tenemos un país deseado por muchas naciones, empezando por Chile que apoyó a Inglaterra en la Guerra de Malvinas y sigue enseñando en sus escuelas que la Patagonia es chilena; ver, por ejemplo, una publicidad reciente de Líneas Aéreas LATAM donde en un mapa la Isla Grande de Tierra del Fuego aparece como parte de Chile.

Con Inglaterra tenemos un conflicto de intereses o como se lo quiera llamar, porque están explotando un territorio y el mar circundante que nos fue arrebatado por la fuerza. Basta de disimular!!

En el 2041 termina el Tratado Antártico y sobran las presiones para que ese continente se reparta; al respecto Chile e Inglaterra ya firmaron un acuerdo de apoyo mutuo para defender sus respectivos sectores que se superponen con el nuestro, pero a nosotros nos dejaron afuera de ese apoyo.

Podría seguir mencionando numerosos hechos que demuestran la necesidad de contar con eficaces FF.AA. para preservar a nuestra Argentina de los intereses foráneos y poder así legarla íntegra a las generaciones de argentinos que nos sucedan. Este territorio que va desde las selvas tropicales hasta los hielos del sur y desde la cordillera hasta la pampa húmeda y continúa en uno de los más ricos mares del mundo y para preservarlo hace falta inspirar respeto en lugar de lástima; esto sólo se logra con eficaces FF.AA.

En el caso puntual de la pérdida del ARA San Juan, cómo no podemos permitirnos no tener submarinos operativos (que son las únicas unidades que pueden vigilar y saber qué pasa en nuestro mar y nuestras costas sin que los infractores sepan que los vigilamos) si fuéramos una Nación con mayúscula ordenaríamos inmediatamente iniciar las reparaciones de media vida del ARA Santa Cruz, reparar con cambio de baterías del ARA Salta (hoy amarrado en Mar del Plata sin operar), reparar y volver al servicio el ARA San Luis y actualizar los estudios hechos en 1983 por INVAP para ponerle propulsión nuclear al ARA Santa Fe que está sin terminar en el CINAR.

Tengo serias dudas de que seamos una nación con mayúscula, como lo fuimos antes de la Primera Guerra Mundial que nos dimos el lujo de cederle dos acorazados a Japón (que después repusimos con el ARA Moreno y el ARA Rivadavia) porque en esa época teníamos la sexta flota de combate del mundo; inspirábamos respeto”.



Municipalidad de Necochea



Mar de noticias - Registro intelectual en tramite
acroimagen