El ex policía Rubén Ortega fue condenado a 24 años de prisión

Por el intento de femicidio en perjuicio de Marisa Astudillo, cometido en abril de 2017



Viernes 1 de marzo de 2019

El ex policía Rubén Ortega fue condenado a 24 años de prisión por el homicidio calificado por el vínculo, femicidio y por el uso de arma de fuego en grado de tentativa en perjuicio de su ex pareja, Marisa Astudillo.

Así lo determinó hace instantes la jueza Mariana Giménez, luego de que un juzgado popular lo encontrara culpable del hecho y la fiscalía pidiera 26 años y medio de reclusión para el acusado.

Aquel 21 de abril de 2017, Rubén Ortega le efectuó tres disparos a Marisa Astudillo en la casa en la que convivían.

Según el médico psiquiatra Mario Dimauro, a quien había recurrido Ortega en búsqueda de ayuda profesional, éste padecía “celos patológicos”, tenía miedo a ser engañado y temía perder a su esposa y su familia. 

Respecto a Marisa Astudillo, el ataque le dejó secuelas muy graves: perdió sensibilidad digestiva y urinaria. No tiene el reflejo y, por  lo tanto, orina y evacúa mecánicamente. Se controla para hacerlo, pero no siente la necesidad.

También padece insuficiencias en ambas piernas, de modo que tiene trastornos de movilidad. Siente además un dolor acentuado en la zona en la que ingresó uno de los proyectiles, tiene rigidez en el húmero, lo que los médicos llaman “el hombro congelado”, sin movilidad y tiene también problemas respiratorios, debido al daño producido en sus pulmones.



Municipalidad de Necochea

Municipalidad de Necochea



Mar de noticias - Registro intelectual en tramite
acroimagen